11 Alimentos para reforzar el sistema inmunológico

Comentarios (0)

11 Alimentos para reforzar el sistema inmunológico

ALIMENTOS SALUDABLES PARA EL INVIERNO

Consejos alimenticios para evitar resfriados y catarros

11 Alimentos para reforzar el sistema inmunológico

No esperes a que tu cuerpo se contagie por algún virus, lo puedes evitar mediante una dieta más equilibrada y preventiva, para que todos podamos pasar un invierno con buena salud. He aquí una lista de alimentos que conviene incluir en nuestro menú de invierno para evitar padecer alguna de las enfermedades típicas del invierno.

 

  1. Zanahoria y Boniato

Tanto la zanahoria, como el boniato contienen betacaroteno - un pigmento presente en las plantas que el organismo convierte en vitamina A, esencial para reforzar el sistema inmunitario, debido a que acelera la acción de los glóbulos blancos y, también, supone un antioxidante muy potente.

Además, el betacaroteno ayuda en la regeneración de tejidos, tanto en el sistema digestivo como en la piel.

Es importante recordar que los alimentos ricos en vitamina A tiene que ser acompañados de un componente graso, como aceite de oliva, para mejorar su absorción.

 

  1. Cítricos

Los cítricos contienen mucha vitamina C que, como es sabido, ayuda a combatir las enfermedades invernales. La vitamina C refuerza el sistema inmunitario por ser un antioxidante que se disuelve en agua y, por esta razón, se puede tomar sin complementar con alimentos grasos, a diferencia de la vitamina A.

La vitamina C ayuda al organismo a absorber el hierro que se encuentra en los alimentos vegetales y, por tanto, ayuda a evitar situaciones de agotamiento producida por anemia y el debilitamiento del sistema inmunitario.

 

  1. Salmón

El salmón contiene vitamina D que, además de evitar la osteoporosis, ayuda a evitar la gripe.

Además, contiene Omega 3, ácidos grasos no saturados con multitud de funciones beneficiosas. Uno de los principales es ser anti-infeccioso y, por consiguiente, evita las infecciones de garganta.

 

  1. Germen de Trigo o aceite de Germen de Trigo

El germen de trigo contiene una gran concentración de vitamina B y E, esencial para el buen funcionamiento del sistema inmunitario. También contiene ácido fólico, tiamina, minerales como fósforo, zinc, selenio, potasio, hierro, y es bajo contenido de sodio.

El germen de trigo también es tiene que ingerir con alimentos grasos, debido a que es una base grasa. 

Otras propiedades nutricionales del germen de trigo

  • El germen de trigo, al no tener purinas, es un alimento dirigido a aquellas personas que tengan un nivel alto de ácido úrico No contiene colesterol, lo cual beneficia el sistema circulatorio y nuestro corazón.
  • Dada su alta cantidad de proteínas, el germen de trigo es un alimento recomendado para el desarrollo muscular, y por su aporte en hierro beneficia a quienes practican entrenamientos intensos.
  • Al ser rico en potasio, ayuda a una buena circulación, regulando la presión arterial, incluso podría prevenir enfermedades reumáticas o artritis.
  • El alto contenido en zinc facilita a nuestro organismo la asimilación y el almacenamiento de la insulina, la cicatrización de heridas y a metabolizar las proteínas.
  • Tomar germen de trigo, al estar entre los alimentos ricos en fibra, ayuda a favorecer el tránsito intestinal.
  • La vitamina B2 puede ayudar a combatir las migrañas, mantener una buena salud ocular y reducir problemas nerviosos como el insomnio, la ansiedad o el estrés.

 Cereales

  1. Uvas

Apresuraros a disfrutar de las uvas en fin de temporada. Contienen unas sustancias muy potentes llamadas proantocianidinas oligoméricas. Un potente antioxidante cuyos beneficios son incentivar la circulación de los glóbulos blancos, (encargados del buen funcionamiento del sistema inmunitario), aliviar síntomas de insuficiencia venosa crónica, lesión relacionada con edema en las extremidades, retinopatía diabética, arteriosclerosis y presión arterial, cicatrización de heridas, aliviar las afecciones inflamatorias.

Actualmente se están investigando los beneficios de las proantocianidinas oligoméricas contra el cáncer.

 

  1. Semillas de calabaza

Las semillas de calabaza son ricas en Zinc, que ayuda a producir glóbulos blancos, esenciales para el funcionamiento de nuestro sistema inmunitario.

Además, el Zinc es responsable de la cicatrización de lesiones internas y externas, lo que significa que puede ayudar a restaurar las mucosas en la nariz y vías respiratorias.

 

  1. Nueces de Brasil

Las nueces de Brasil contienen el mineral Selenio, un potente antioxidante que ayuda al sistema inmunitario y cardiaco.

Importante: no se pueden ingerir más de dos nueves de Brasil al día, porque un exceso de Selenio podría ser tóxico para nuestro cuerpo.

 

  1. Aguacate

El aguacate tiene una alta concentración de Magnesio, relacionado con más de 300 procesos en nuestro cuerpo, como la regulación de la presión arterial, mejora del funcionamiento y ritmo cardíaco, reduce el estrés mental, etc.

Una de las funciones principales del Magnesio es reforzar el sistema inmunitario y, como tal, es imprescindible para evitar enfermedades invernales.

 

  1. Arándanos y bayas

Los arándanos, como las bayas (frutas del bosque), son ricos en Flavonoides, potente antioxidante.

Un tipo de flavonoide que se encuentra en los arándanos es la Quercetina, que ayuda esencialmente al sistema inmunitario, muy bueno para tratar las alergias, bueno para tratar la gripe y los resfriados, Ayuda al cuerpo a enfrentarse a los virus y microbios.

 

  1. Cebolla y Ajo

¿Qué más se puede decir del antibiótico de la naturaleza? Es rico en antioxidantes, sustancias anticoagulantes y sustancias que reducen los depósitos de colesterol. Además, el ajo es un arma natural contra las infecciones.

Su buena amiga, la cebolla, contiene compuestos de azufre, que ayudan a la absorción de sustancias tóxicas, limpieza del hígado y refuerzo del cuerpo. Ambos juntos constituyen una buena herramienta para cuidar la buena salud general y para evitar contagiarse de las enfermedades del invierno.

 

  1. Infusiones y Especias

Según la medicina china, las infusiones de plantas medicinales y especias (de calor) son muy recomendables en invierno. Son anti-bacteriológicos, anticoagulantes, anti-infecciosos, bajan la fiebre, aportan energía y mejoran el trabajo del sistema inmunitario.

Entre las infusiones y las especias que conviene tomar en invierno, figuran: canela, orégano, clavo, cúrcuma, cardamomo, jengibre, própolis, baya de sauco, tomillo y lavanda. Se pueden incluir en comidas, sopas calientes y postres. Recuerda que una sopa de pollo es un buen remedio para ayudar a combatir la gripe, el catarro o resfriado.

 

¿Y qué NO conviene comer?

En invierno no es suficiente con consumir los alimentos mencionados, conviene también evitar alimentos conocidos por debilitar el sistema inmunológico, así como alimentos no saludables: café, azúcares y carbohidratos simples, alcohol, harina blanca, productos lácteos, dátiles y plátanos (considerados estimulantes de la flema).

 Una correcta alimentación es fundamental para protegerse de posibles dolencias invernales. Es importante también vivir en un entorno bien ventilado y cálido, además de vestir adecuadamente y realizar ejercicio físico moderado.

 Estos consejos de alimentación sólo pretenden ser preventivos y no sustituyen ningún tratamiento médico. Por tanto, en caso de no sentirse bien, acuda a su médico y tome el tratamiento que éste le indique.  

Deja un comentario

Todos los campos son obligatorios

Categorías

Información

Datos de Interés

Fabricantes

Novedades

Nuestras tiendas

Nuestras tiendas

TARTESSUS CENTER SANCTI PETRI

Proveedores

  • ALLIANCE HEALTHCARE
  • Bidafarma